Después de la mesa redonda “El libro periodístico” en la Feria Internacional del Libro de Oaxaca, tuve la oportunidad de platicar con el escritor español Jorge Carrión1. Como autor prolífico (ha escrito novelas, crónicas, libros de viaje y ensayos) y seriéfilo, sus recomendaciones de libros y televisión no deberían pasarse nunca por alto.

Dos de sus libros más reconocidos son Librerías, una guía imprescindible para cualquier bibliófilo (y libro de cabecera en LALILU) y Teleshakespeare, un análisis de las mejores series de televisión de los últimos años.

Es un placer hablar de libros y series con Carrión. A continuación, la transcripción de la charla.

¿Con cuál de tus libros recomendarías empezar a alguien que nunca te ha leído?

Diría que mi novela Los turistas. Es un modo bastante amable de entrar en el mundo de los viajes, no a través de la crónica pura y dura sino por medio de personajes que viven dramas o que tienen accidentes. Además, tiene una trama fuerte de fantasía.

Por otro lado, para quien le gusten las librerías y el mundo del libro, recomendaría Librerías. Es un recorrido por las mejores librerías del mundo y por la historia de estos lugares. Aunque parezca mentira no existía ningún libro así, no había una historia de las librerías y terminé escribiéndola yo.

¿Qué librería recuerdas con más emoción?

Son muchas. No tengo una sola. Las que recuerdo tienen que ver con el factor sentimental que me une a ciertas ciudades. De muchos lugares del mundo tengo un recuerdo muy fuerte, por ejemplo del café de una librería o de un rincón de una librería y cuando voy a esa ciudad regreso a ese lugar. Hay librerías en Estambul, en París, en Nueva York, en San Francisco, en Buenos Aires que sé que en cuanto pueda voy a volver. Luego, por supuesto, están las librerías del deseo, las que no conoces.

¿Compras libros escritos en idiomas que no entiendes? 

Sí. Si un libro me gusta o me interesa por algún motivo, me lo compro. En Estambul compré dos libros de Juan Goytisolo en turco. Uno de ellos fue Estambul otomano y me pareció alucinante que lo tradujeran al turco. Eso significaba que lo que dice Goytisolo, que es español, sobre Turquía le interesa al público turco. Eso es el gran triunfo de un autor de viajes: que tu libro se publique en el lugar del cual hablas.

En Japón también compré libros. Además, me gusta recordar a las librerías por sus libros. A los libros que compro les arranco la pegatina con el código de barras y se la pongo adentro para recordar dónde lo obtuve.

¿Por qué te gusta un libro?

Desde el punto de vista del libro como objeto pues la textura del papel, la calidad de las fotografías, el diseño. Por ejemplo, cuando descubrí en China y Japón los libros que son como un acordeón, que se despliegan hacia los lados, me compré varios. Y tengo la ilusión de algún día escribir un libro que sea una única página infinita.

Y después por el contenido pues varía mucho: hay libros que me enamoran por el mundo que imaginan y otros por el mundo que retratan. Y hay otros libros muy utilitarios, que los leo una vez y los regalo porque sólo me servían para informarme sobre una cuestión concreta.

¿Qué libro que hayas leído recientemente no quisieras dejar de recomendar?

El último libro que leí y me impactó fue Limónov de Emmanuel Carrère. Lo leí en Turquía justamente, durante un viaje en autobús. Es una gran crónica sobre un escritor maldito ruso, de origen muy humilde y marginal, que acaba como mayordomo de un millonario en Nueva York. Después se vuelve escritor rebelde en Francia y finalmente termina como político opositor de Putin. Es una vida fascinante que Carrère retrata en toda su complejidad.

Dejando los libros de lado, es momento de mencionar tu otra pasión: las series de televisión. ¿Cuál es LA serie de este 2015?

De no ficción creo que, sin duda, The Jinx producida por HBO. Es una serie sobre un tipo que dos veces fue sospechoso de asesinato pero no se pudo demostrar que había matado a seis personas. Este personaje, un millonario norteamericano, cuando se entera que un director lo está investigando le ofrece una entrevista. Y gracias a esa entrevista, la serie revela algo alucinante. Es una gran serie de no ficción.

De ficción podría recomendar Masters of Sex que para mí es la heredera natural de Mad Men por la complejidad de sus guiones, por el preciosismo de su puesta en escena y por estar ambientada en la misma época. Pero esta serie poniendo el foco en la sexología en vez de la publicidad.

Y finalmente… ¿Sherlock o Elementary?

Muchísimo mejor Sherlock. De Inglaterra todas las series de hora y media por capítulo son muy buenas. Sherlock y Black Mirror, por ejemplo. Black Mirror para mí es la mejor serie que se ha hecho pero claro, no es una serie: son largometrajes encadenados conceptualmente. En cambio Sherlock es una serie narrativa que para mí es la mejor adaptación contemporánea de Sherlock Holmes, mucho mejor también que las películas actuales de Hollywood.

  1. Prueba de nota al pie []